Oraciones a Jesús

 

ANIMA CHRISTI / ALMA DE CRISTO

Alma de Cristo, santifícame.
Cuerpo de Cristo, sálvame.
Sangre de Cristo, embriágame.
Agua del costado de Cristo, lávame.
Pasión de Cristo, confórtame.

¡Oh, buen Jesús!, óyeme.
Dentro de tus llagas, escóndeme.

No permitas que me aparte de Ti.

Del maligno enemigo, defiéndeme.
En la hora de mi muerte, llámame.
Y mándame ir a Ti.
Para que con Tus santos te alabe.
Por los siglos de los siglos.
Amén.

UN MINUTO CON EL NIÑO JESÚS

Bendíceme, Niño Jesús y ruega por mi sin cesar. Aleja de mi, hoy y siempre el pecado. Si tropiezo, tiende Tu mano hacia mí. Si cien veces caigo, cien veces levántame. Si me dejas Niño, ¿qué será de mí? En los peligros del mundo asísteme. Quiero vivir y morir bajo tu manto. Quiero que mi vida te haga sonreir. Mírame con compasión, no me dejes Jesús mío. Y, al final, sal a recibirme y llévame junto a Ti. Tu bendición me acompañe hoy y siempre.
Amén.

ORACIÓN A JESÚS EN EL SAGRARIO

¡Qué bien se está contigo, Señor, junto al Sagrario!.
¡Qué bien se está contigo!. ¿Por qué no vendré más?.
Desde hace ya muchos años vengo a verte a diario,
y aquí te encuentro siempre, amante solitario.
Solo, pobre, escondido, pensando en mi quizás,
Tú no me dices nada ni yo te digo nada,
si ya lo sabes todo, ¿qué te voy a decir?.
Sabes todas mis penas, todas mis alegrías,
sabes que vengo a verte con las manos vacías,
y que no tengo nada que te pueda servir.

Jesús ResucitadoSiempre que vengo a verte, siempre te encuentro solo,
¿Será que nadie sabe, Señor, que estas aquí?.
¡No sé!. Pero sé en cambio, que aunque nadie te amara
ni te lo agradeciera aquí estaras siempre esperándome a mí.
¿Por qué no vendré más?. ¡Qué ciego estoy, qué ciego!.
Si sé por experiencia que cuando a Ti me llego siempre vuelvo cambiado,
siempre salgo mejor.
¿A dónde voy, Dios mío cuando a mi Dios no vengo?.
Si Tu me esperas siempre
si a Ti siempre te tengo
si jamás me has cerrado las puertas de tu amor.
Por otros se recorren a pie largos caminos,
acuden de muy lejos cansados peregrinos,
pagan grandes sumas que no han de recobrar.

Por Ti nadie pregunta, de Ti nadie hace caso, aquí,
si alguno entra, solo es como de paso.
Aquí eres Tú quien paga si alguno quiere entrar.
¿Por qué no vendré más,
si sé que aquí a tu lado puedo encontrar,
Dios mío, lo que tanto he buscado?.

Mi luz, mi fortaleza, mi paz, mi único bien,
si jamás he venido que no te haya encontrado.
Si jamás he sufrido, si jamás he llorado, Señor,
sin que conmigo llorases Tú tambien.

¿Porque no vendre mas, Jesucristo bendito?.
Si Tu lo estas deseando, si yo lo necesito,
si se que no se nada cuando no vengo aqui.
Si aqui me enseñarias la ciencia de los Santos,
esa ciencia bendita que aqui aprendieron tantos
que fueron tus amigos y gozan ya de Ti.

¿Por qué no vendré más, si sé, yo con certeza,
que Tú eres el modelo que mi alma necesita,
que nada se hace duro mirandote a Ti aquí?.
El Sagrario es la celda donde estas encerrado.
¡Qué pobre, qué obediente, qué manso, qué callado!.
Qué solo, qué escondido, ¿por qué no vendré más, oh, Bondad infinita?.
¡Riqueza inestimable que nada necesita!.
¡Y que te has humillado a mendigar mi amor!.
¡Ábreme ya esa puerta, sea ya esa mi vida,
olvidada de todos, de todos escondida!.
¡Qué bien se esta contigo!. ¡Qué bien se esta, Señor!

ORACION A CRISTO EN LA CRUZ

Oh Señor
¿Cómo pueden los hombres verte en la Cruz clavado
y dejarte alli abandonado?

¿Cómo pueden mirarte y no amarte
ni prestar oidos a Tus Latidos
que llaman con purísimo amor no correspondido
a los hombres que ingratos, despiadados y llenos de pecados
te hemos, por completo, olvidado o negado?

De Vos, Nuestro Dios, nos avergonzamos
y juntos en la Cruz te hemos colgado
Tus Santas Llagas nos muestras
como mudo Amor por respuesta
que das Tu Vida por la nuestra

Tu Precioso Rostro, Señor, ya no reconozco
todo bañado de Sangre y polvo
por Tus Ojos se escapa la vida
pero todavia me miras con ternura infinita
para en plegaria de amor decirme
“No voy a irme, si en Mí tu vives”

Y yo Señor quiero abrazarte
y asi de la Cruz bajarte
para ocupar el lugar que por mi ocupaste
pues a pesar de ser tan miserable
no quiero ya más permitir este ultraje

A mi Rey vestido de Sangre
¡cómo puedo no amarle!
si frente a Ti vengo a postrarme
para traspasar con mi pobre amor Tu Santa Carne
y así consolarte deshaciendo mi existencia en Ti
para solo en Ti vivir y decirte así, siempre si

Amén.

ORACIÓN DEL BUEN PASTOR

Mi Señor, mi Buen Pastor, Hijo del Padre, fuente de luz,buen pastor
tormenta de fe, que vienes a sacudir nuestra dormida esperanza,
que nos envías a Tu Madre para enamorar nuestros fríos corazones,
que luchas con amor para conquistar los espiritus inquietos por las angustias del mundo.

Óyenos Señor, escucha a tus hermanos aquí, juntos queremos seguirte,
donde Tú quieras que nuestros pasos se dirijan.
Nuestros corazones quieren pertenecerte, por siempre.
Nuestras almas sedientas de Tu luz sólo quieren verte sonreir junto a Tu Madre.
Envíanos Tus Angeles y Tus Santos, consuélanos con su presencia celestial.
Danos el consuelo infinito de saber que Tu Misericordia ve con ojos agradables
nuestro arrepentimiento por tanto error cometido.

No permitas que bajemos nuestras defensas contra el maligno y sus tentaciones.
Haznos fuertes, Señor, haznos fuertes en la entrega a Vos, nuestro Dios.
Haznos pequeños y dociles para que dejemos actuar a Tu Santo Espiritu en nosotros, para que Tu te hagas cargo de nuestra vida.
Haznos confiados corderos de Tu rebaño, Señor, danos el abrazo de Tu Voluntad, Señor.
Que seas Tú quien nos guíe, que sea tu Madre quien nos proteja.
No te alejes de nosotros, Señor, perdona nuestros errores y pecados, y nuestra falta de fe.
Amén

BUENAS NOCHES JESÚS

Buenas noches, Jesús mío
Jesús amado se acabo el día
alegre dejo ya mi labor
y hasta que encuentre grato reposo
vengo a decirte lleno de amor
muy buenas noches tengáis Señor
muy buenas noches mi dulce amor.
Oh si pudiera yo mi descanso
tomarlo siempre junto a Tu Altar
donde esperando tan solitario
por mi amor debéis estar.
Mas no lo puedo amado mío
debo irme ya a descansar.
Pero antes pido que me bendigas
porque durmiendo te quiero amar.
Que ya durmiendo, que ya velando
siempre mi alma te está amando
ya cada noche que te repita
llena mi pecho de ardiente amor
muy buenas noches tengáis Señor
muy buenas noches mi dulce amor
dadme vuestra Santa Bendición
en el Nombre del Padre, del Hijo
Del Espiritu Santo.
Amén.

BUENOS DÍAS JESÚS

Buenos días Jesús mío
Jesús amado comienza un nuevo día
alegre asumo cada labor
y hasta que encuentre en Ti nuevo reposo
quiero decirte lleno de amor
muy buen día tengáis Señor
muy buenos días mi dulce amor.
Bálsamo de mi corazón, como quisiera yo
pasar todo mi tiempo junto a Tu Altar
donde esperando tan solitario
por mi amor debéis estar.
Mas no lo puedo amado mío
debo en el mundo por Ti, trabajar.
Pero antes pido que me bendigas
porque en cada acción te quiero amar.
Ya trabajando, ya orando
siempre mi alma te está amando
y a cada segundo que en Ti reparo
se enciende la llama en mi corazón.
Muy buenos días tengáis Señor
muy buenos días mi dulce amor
dadme vuestra Santa Bendición
en el Nombre del Padre, del Hijo
y del Espiritu Santo.
Amen.

ORACIÓN AL CRISTO DOLIENTE
Fray Miguel de Guevara

No me mueve mi Dios, para quererte
el cielo que me tienes prometido,
ni me mueve el infierno tan temido
para dejar por eso de ofenderte.
Tú me mueves, Señor, muéveme el verte
clavado en una cruz y escarnecido;
muéveme el ver tu cuerpo tan herido;
muéveme tus afrentas y tu muerte,
Muéveme en fin, tu amor de tal manera
que aunque no hubiera cielo yo te amara
y aunque no hubiera infierno te temiera.
No me tienes que dar por que te quiera,
porque aunque cuanto espero no esperara
lo mismo que te quiero te quisiera.

sangre-de-cristo 2ORACIÓN DE LA SANGRE DE CRISTO

Señor Jesús, en tu nombre y con el poder de tu Sangre preciosa sellamos toda persona, hechos o acontecimientos a traves de los cuales el enemigo nos quiera hacer daño.

Con el poder de la Sangre de Jesús sellamos toda potestad destructora en el aire, en la tierra, en el agua, en el fuego, debajo de la tierra, en las fuerzas satánicas de la naturaleza, en los abismos del infierno, y en el mundo en el cual nos moveremos hoy.

Con el poder de la Sangre de Jesús rompemos toda interferencia y acción del maligno.

Te pedimos, Jesus, que envies a nuestros hogares y lugares de trabajo a la Santísima Virgen acompañada de San Miguel, San Gabriel, San Rafael y toda su corte de Santos Ángeles.

Con el poder de la Sangre de Jesús sellamos nuestra casa, todos los que la habitan, (aquí se nombra cada persona que habita en nuestro hogar), las personas que el Señor enviara a ella, asi como los alimentos y los bienes que Él generosamente nos envía para nuestro sustento de hoy.

Con el poder de la Sangre de Jesús sellamos tierra, puertas, ventanas, objetos, paredes y pisos, el aire que respiramos y en Fe colocamos un circulo protector de tu Sangre alrededor de toda nuestra familia.

Con el poder de la Sangre de Jesús sellamos los lugares en donde vamos a estar este día, y las personas, empresas o instituciones con quienes vamos a tratar, (aquí se nombra cada oficina, banco, empleo).

Con el poder de la Sangre de Jesús sellamos nuestro trabajo material y espiritual, los negocios de toda nuestra familia y los vehículos, carreteras, aviones, o cualquier método de transporte que vayamos a utilizar hoy.

Con tu sangre preciosa sellamos los actos, las mentes, y los corazones de todos los habitantes y dirigentes de nuestro país, a fin de que reine tu paz y tu corazón en él.

Te agradecemos, Señor, por tu Sangre y por tu Vida, ya que gracias a Ellas hemos sido Salvados y preservados de todo lo malo.

AMÉN

33 DE LOS TESOROS DE MI SAGRADO CORAZÓN

Mi Sagrado Corazón es un tesoro de riquezas infinitas.
Mi Sagrado Corazón es guia espiritual de las almas.
Mi Sagrado Corazón es lugar de reposo para los angustiados.
Mi Sagrado Corazón es un abismo infinito.
Mi Sagrado Corazón es el oceano divino de las almas.
Mi Sagrado Corazón es el alivio de todas las cargas.
Mi Sagrado Corazón es barca de salvación.
Mi Sagrado Corazon es puerto seguro en las tempestades.
Mi Sagrado Corazón es lugar de retiro y refugio.
Mi Sagrado Corazón es hogar espiritual de las almas.
Mi Sagrado Corazón es moneda inestimable para negociar la salvación.
Mi Sagrado Corazón es escuela de perfección.
Mi Sagrado Corazón es luz en las tinieblas.
Mi Sagrado Corazón es el sol de las almas.
Mi Sagrado Corazón es el medianero entre Dios y los hombres.
Mi Sagrado Corazón es fuente de agua viva que aplaca la sed de todos los hombres.
Mi Sagrado Corazón es medio para toda clase de gracias.
Mi Sagrado Corazón es horno ardiente de caridad divina.
Mi Sagrado Corazón es asilo y refugio de los pecadores.
Mi Sagrado Corazón es remedio para todos los males.
Mi Sagrado Corazón es árbol con toda clase de frutos para alimentar a las almas.
Mi Sagrado Corazón es el guardián de sus amigos.
Mi Sagrado Corazón es el gozo de mis apostoles.
Mi Sagrado Corazón es la herencia eterna.
Mi Sagrado Corazón es el perfecto altar donde ofrecer a Dios todos los sacrificios.
Mi Sagrado Corazón es jardín de delicias.
Mi Sagrado Corazón es el compendio de todas las virtudes.
Mi Sagrado Corazón es el modelo de santidad.
Mi Sagrado Corazón es la dicha de los que me aman.
Mi Sagrado Corazón es la bendición de los que me honran.
Mi Sagrado Corazón es la gloria de mi Padre Eterno.
Mi Sagrado Corazón es consuelo de todas las penas.
Mi Sagrado Corazón es todo amor.

A LA SANTA CRUZ

Cruz bendita que con alma y ser venero,
Madero impregnado de Celestial bondad,
Aquél que cansado en Su hombro te cargaba,
Dejó en tus astillas grabado el verbo Amar.

Su Sangre Inmaculada por tus vetas corrió un día,
Junto a ella Agua Santa más pura que un cristal,
Y ese rostro abofeteado por la injusticia y la ira,
Reclinose en tu costado en un ansiado final.

A ti que Su madre te regalo Sus lagrimas,
Que beso tus clavos y te abrazo junto a Juan,
A ti hoy me hinco, te contemplo y te pido,
Que si es posible te ame, cada día aun más.

AUNQUE

Aunque el dolor tu alma atenace,
Aunque la desilusión te haga quebrar,
Aunque el precipicio a tu alma asome,
No dejes nunca en el Señor de confiar.
Aunque la indiferencia por quienes amas duela,
Aunque el cansancio te invada y sientas su pesar,
Aunque las lagrimas en tus pupilas se agolpen,
A Jesus aférrate como el pez al mar.
Y aunque la tristeza nefasta abrume tus horas,
Y la alegría en segundos se quiera esfumar,
Aunque el dolor más duro en tu corazón se instale,
Piensa en Cristo; Su Amor infinito te ha de consolar.

AYÚDAME, SEÑOR…

Ayúdame Señor, que mis fuerzas flaquean,
Ayúdame, Tu que tanto conoces mi pesar,
Ayúdame a no perder nunca la sonrisa
Y a regalar siempre alegría a los demas.

Ayúdame Señor, a perdonar a quien me hiere,
Y a olvidar las injusticias que hacen mal,
Ayúdame a mitigar el dolor del que sufre
Y a extender mi mano con dulzura y mucha paz.

Ayúdame Señor, a no pecar preparando el camino
Que a Ti me lleve en poco tiempo más,
Y a sembrar el sendero que hacia Ti hoy transito
Con semillas de amor, de fe y de humildad.

ORACIÓN DE SAN AGUSTÍN POR LAS ALMAS DEL PURGATORIO

Dulcísimo Jesús mío, que para redimir al mundo quisisteis nacer,

san_agustin2

ser circuncidado, desechado de los judíos, entregado con el beso de Judas, atado con cordeles, llevado al suplicio, como inocente cordero; presentado ante Anás, Caifás, Pilato y Herodes; escupido y acusado con falsos testigos; abofeteado, cargado de oprobios, desgarrado con azotes, coronado de espinas, golpeado con la caña, cubierto el rostro con una púrpura por burla; desnudado afrentosamente, clavado en la cruz y levantado en ella, puesto entre ladrones, como uno de ellos, dándoos a beber hiel y vinagres y herido el costado con la lanza.

Librad, Señor, por tantos y tan acerbísimos dolores como habéis padecido por nosotros, a las almas del Purgatorio de las penas en que están; llevadlas a descansar a vuestra santísima Gloria, y salvadnos, por los méritos de vuestra sagrada Pasión y por vuestra muerte de cruz, de las penas del infierno para que seamos dignos de entrar en la posesión de aquel Reino, adonde llevasteis al buen ladrón, que fue crucificado con Vos, que vivís y reináis con el Padre y el Espiritu Santo por los siglos de los siglos.
Amén.

ORACIÓN POR LA VIDA LABORAL

Señor, dame la luz que ilumine mi conciencia
para que pueda conocer Tu Voluntad en mi vida laboral
y que ese conocimiento sea tomado dócilmente por mi alma
ahogando así el fuego de las pasiones humanas
y encendiendo el ardor del verdadero Amor
para que mi vida sea un canto y alabanza a Tu Divino Rostro.

Que en Tu mirada se refleje mi cotidiano hacer
fundido en los, para mí, incomprensibles giros de Tu Divina Voluntad
que serán brújula y norte en mi vida
de la mano de aquella que un día fue simplemente Maria
y hoy es La Matter y Reina del Universo todo.

Señor, hazme digno servidor de Aquella que se dijo ser Tu esclava
abájame hasta las profundidades de la humildad
y dame Tu Santo Espíritu.
Amén